Obituario


RECORDANDO A UN GRAN CAMPEÓN.

VALENCIA, 28 DICIEMBRE 1998

Muere el ex campeón Ricardo Tormo

Lunes, 28 de diciembre de 1998

EL MUNDO

VALENCIA.- Ricardo Tormo, ex campeón del mundo de motociclismo en los años 70 y 80, falleció ayer en Valencia como consecuencia de la leucemia que sufría desde hacía tiempo.

El fallecimiento de Tormo, de 46 años, fue notificado poco después de las 20.00 horas por el departamento de oncología del Hospital Clínico de Valencia.

Se marcha un campeón mundial, pero también uno de los deportistas de elite en España y en el mundo con peor suerte. Tras conquistar en 1981 su segundo título en la categoría de 50 c.c., su figura creció de forma enorme con el apoyo absoluto de la marca Derbi. Considerado como el sucesor del 13 veces campeón del mundo Angel Nieto, el piloto de Canals fue el gran dominador de las pequeñas cilindradas.

En todas las pruebas del mundial destacó por su carácter amable y por su deseo de enseñar a otros pilotos valencianos.

Uno de los grandes sueños de Ricardo Tormo fue la creación de un circuito de velocidad en la Comunidad Valenciana, algo que pudo ver en vida con la reciente inauguración del circuito de Cheste, que fue presentado el pasado 4 de diciembre en el velódromo Luis Puig, acto al que Tormo no pudo acudir debido a la leucemia que sufría.

«Pese al disgusto de no poder estar presente, mi felicidad es completa, ya que por fin el deporte de la moto en Valencia va a tener una instalación de primera línea», admitía Tormo en unas emotivas palabras. Fue uno de los grandes propulsores de este circuito, cuya primera piedra se puso el 21 de octubre de 1990.

Formó parte del equipo valenciano que patrocinaba a Jorge Martínez Aspar, pero, enfermo de leucemia, su vida se fue complicando. Por ello, el mismo Comité Olímpico Español (COE) acudió en su ayuda en 1991, concediéndole una beca de 150.000 pesetas mensuales, hasta que encontrase un trabajo estable. Estas ayudas del COE se habían producido antes en dos casos de necesidad: los atletas María José Fernández Patiño e Isabel Aisa.

Reacciones.- El mundo del motociclismo se pronunció ayer muy afectado por la desaparición de Ricardo Tormo.

Luis D’Antín, ex campeón de Europa, declaró a la agencia Efe: «Una de sus grandes ilusiones era poder ver una carrera del Campeonato del mundo en el circuito de Valencia, su circuito».

Emilio Alzamora, piloto de 125 c.c.: «Ricardo no tenía miedo a nada. Era una persona optimista, pese a los sufrimientos que pasó en su vida».

José Luis Cardoso, piloto de 250 c.c.: «Es una gran pérdida para el motociclismo español».


«Es un auténtico faenón»Angel Nieto, amigo personal de Ricardo Tormo, se mostró ayer apesadumbrado por la muerte del piloto valenciano y confesó «es un auténtico faenón, ahora que tenía su vida más o menos arregladita».«No ha sido un deportista con suerte, en los próximos días tenía previsto ir a visitarle con Alex Crivillé, pero ya no va a poder ser, y eso en un momento en el que parecía que se había arreglado más o menos su problema con la pierna del accidente. Esta vida es una auténtica faena y, desde luego, Ricardo no ha tenido demasiada suerte», afirmó el 13 veces campeón del mundo.

Crivillé.- El subcampeón mundial de 500 cc. aseguró que el fallecimiento de Ricardo Tormo es una gran pérdida. «Mi novia Ana estuvo hablando con él hace un par de días y le dijo que era mejor que no fuésemos a visitarle, pues se encontraba muy bajo de defensas. Sin embargo, nadie podía imaginarse un desenlace tan rápido y fatídico», manifestó Alex Crivillé.

Un hombre sin estrella
JAVIER OLAVE

Ricardo Tormo siempre chocó de frente contra la mala suerte. Era bicampeón del mundo cuando un día, entrenándose con su moto de gran premio, chocó contra un coche y perdió casi totalmente una pierna.

En aquella época, Jarama y Calafat eran los dos únicos circuitos españoles, y campeones como Tormo tenían que buscar lugares donde probar sus motos. Tormo, una mañana de abril de 1984, fue a rodar a un polígono industrial. Sus mecánicos taparon casi todas las entradas, porque el piloto iba a rodar por la recta a tope, como si fuera la de un circuito. Una mujer se saltó las barreras y se encontró con la moto cuando hacía una punta de velocidad…

Desde entonces, Ricardo Tormo dejó de ser piloto y se convirtió en leyenda. Había sido dos veces campeón del mundo, había tomado el testigo de Angel Nieto, cuando los españoles eran los reyes de las llamadas tazas de café de 50 c.c.

Tormo, aquella mañana, perdió las facultades de andar y de conducir una moto, y comenzó un purgatorio que le condujo a través de 27 operaciones sobre una pierna maltrecha. Ahí estaba, recibiendo ovaciones apoyado en las dos muletas, cuando un parte médico le informó de que padecía leucemia. Perdió el pelo por la quimioterapia y entabló un largo combate por su vida.

Ayer, Ricardo Tormo falleció y dejo fría una herencia en el motociclismo español. En 1999 Valencia será la sede de un Gran Premio. La estela de Tormo y su continuación con Aspar abrieron un circuito, en Cheste, para que los campeones no prueben nunca más las motos en un polígono. Ese día de 1999 será una fiesta en la que Valencia celebrará el legado de un hombre sin estrella.

Ricardo Tormo falleció ayer, a los 46 años de edad, en el Hospital Clínico de Valencia.

Descanse en Paz.

Anuncios

2 comments

  1. Esa fue la fecha en la que falleció Ricardo Tormo, y esa fue la fecha en la que se escribió dicho Memorandum.
    Tan solo he querido recordar desde aquí esos momentos de tristeza allá por le año 1998.
    No me gustaría provocar confusión, así que editaré e intentaré solucionarlo.
    Gracias Ignacio.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s